Reseña ALGUIEN COMO YO (Mi elección 3) de Elísabet Benavent

Imagen

Sinopsis:


Alba ha recuperado a Nico y se ha alejado de Hugo, que se ha cansado de jugar.
Alba intenta que su relación con Nico funcione.
Alba echa de menos a Hugo y tiene que fingir normalidad porque trabajan juntos.
Alba piensa en Nueva York y decide ser ella misma la noche de fin de año.
Alba, Nico y Hugo no volverán a ser quienes eran.

Reseña:


ALGUIEN COMO YO es el tercer libro de la trilogía romántico-erótica "Mi elección" donde continuamos leyendo sobre cómo viven los cambios que se producen en la vida de las tres personas que componen este triángulo amoroso.


Para Hugo su viaje a Nueva York junto a Alba le supuso darse cuenta de que la amaba sobre toda las cosas por lo que su juego a tres llegaba a su fin, Cuando el viaje de Nico y Alba a Tailandia le confirmó el sufrimiento y la tortura que compartirla con su mejor amigo suponía no tenerla, decidió que debía alejarse.


Al romperse el triángulo amoroso, Nico y Alba continúan su relación más por inercia que por amor. Se quieren pero como amigos que follan. La pareja formada por Nico y Alba dura hasta que ella decide que su vida no está llena porque le falta el amor de su vida que no es otro que Hugo. Por ello justo antes de Navidad pone fin a su relación de pareja con Nico, quien se obcecará en volver a juntar al trío para recuperar aquello que tuvieron y que para él funcionaba. Pero Alba y Hugo no compartían la opinión de Nico. Además el asunto laboral cambia para ellos porque Alba es ascendida para convertirse en la asistente de Hugo, por lo que compartirá despacho con el Director Comercial, ex-amante, casero y amigo. Y como siempre donde hubo fuego aún quedan cenizas, pronto empiezan a intimar pero a espaldas de Nico porque Hugo teme su reacción a pesar de que Alba le asegura que lo sabe. Nico actúa a la desesperada por aferrarse a aquello que tuvieron cuando eran tres. A cada cosa que les va pasando, Hugo va confirmando que Alba tenía razón con respecto a Nico. Y que su relación de amistad lleva años sosteniéndose en la dependencia y eso no es sano porque ninguno de los dos se esfuerza por alcanzar sus propios deseos, se dejan llevar, simplemente viven una vida cómoda con la que creen estar satisfechos. Alba sólo llegó a sus vidas para despertarlos a la vida, para que creciesen como adultos y se reencontrasen a sí mismos. Pero ése es un camino largo y duro pero el que ambos han de pasar por separado.


La vida les cambia de golpe. Nico y Hugo dejan de ser compañeros de trabajo, dejan de ser socios de El Club, dejan de vivir juntos y de compartir sus rutinas para centrarse en sí mismos y en qué quieren.


Alba y Hugo continúan su relación de pareja, pero su estabilidad se resiente por la culpa y las dudas que le genera a Hugo la marcha de Nico. Alba intentará de todas las maneras que supere el duelo, será su apoyo, su amante, su amiga y su compañera.


Nico siempre supo que él era el complemento de ese triángulo amoroso pero se negaba a sí mismo a perder ser parte de él, porque era a lo que estaba acostumbrado y no quería tener que tomar decisiones. Pero la vida hay que vivirla y hay que tomar decisiones, para equivocarse y aprender de los errores. Y levantarse y continuar viviendo.


Al final todos tienen su cuento de hadas. Nadie parece creer en el destino pero sí en las señales que les manda el cosmos. Hugo y Alba son felices con su para siempre y Nico encontró su razón de vivir con Naruko y Mako (su mujer e hija).


La autora recientemente ha publicado que pronto tendremos un regalito para las lectoras sobre estos personajes, quienes se dan cuenta de que elegir no es rechazar. Y que hay que perdonar para crecer, tener paz y vivir feliz.


Puntuación: 7

0 comentarios:

Publicar un comentario