Reseña ENCONTRANDO A SILVIA de Elísabet Benavent

Portada de Encontrando a Silvia

Sinopsis:


Y tú ¿serías capaz de ignorar lo que te dicta el corazón?
Silvia necesita estar al lado de Gabriel, saber que está bien.
Pero Gabriel no cree en el amor; no como Silvia.
Silvia tiene problemas con Álvaro cuando recibe una oferta irrechazable.
Silvia busca señales; desea encontrarse.
Pero el lado oscuro de la fama y una personalidad autodestructiva la pondrán a prueba.



Reseña:


En esta segunda parte de la intensa historia que nos narra Silvia sobre su vida, nos sumergimos en su mundo con una inmensa facilidad, tanto es así que lo mismo nos acompaña una sonrisa mientras leemos los bonitos momentos de la relación tan especial que tiene con Gabriel o nos desgarramos con un nudo en la garganta cuando la misma se está rompiendo por el hecho de que él quiere alejarla de su lado, de su oscuro y sucio mundo (lleno de desfases, de vicio, de alcohol, de drogas, ....), tanto es así que las lágrimas rodaban por mis mejillas como hacía mucho tiempo que leyendo un libro no me ocurría. Esta historia me ha atrapado de muchas maneras diferentes, bien sea por la calidad humana de la protagonista, de su entrega desinteresada, del concepto de amor que relatan sus páginas o por el anhelo y el sacrificio de los protagonistas a intentar vivir vacíos para que su otra mitad sea feliz aunque sea lejos del hogar. Una vez que el reencuentro se hace posible después de la rehabilitación y aceptación de los errores pasados, ambos saben que su destino han de compartirlo juntos y amarse a su manera, con la especial conexión que mantienen y con la lujuria pasional que sus cuerpos desbordan, cumpliendo los futuros deseos de ambos.


Álvaro sabe lo que ha perdido cuando ya no lo tiene, al igual que sabe que está fuera de la vida de Silvia nada más verle la cara cuando ella va a afrontar las consecuencias de sus decisiones con respecto a su relación.


Silvia sabe, aunque sean varios años después, gracias a la voluntad de superación y al amor de Gabriel que la vida hay que vivirla y disfrutarla con la persona que nos llene. Y en su caso, esa persona es Gabriel. Él ha cambiado y ella también, el tiempo trascurrido les ha servido a los dos para afianzar lo que tenían y comenzar un nuevo camino.


Ambos tienen una bonita historia de amor y estos personajes me han hecho sentir mientras leía, eso he de agradecérselo a la autora, a quien no conocía y seguiré a partir de ahora. Lo único que puedo decir es que no pude resistirme al magnetismo de Gabriel desde el principio ... guapo, con encanto, sensible, buen cuerpo, tatuajes, músico, rico, ..... un dios del sexo. El protagonista perfecto.


Puntuación: 8

0 comentarios:

Publicar un comentario